A casi una semana de darse a conocer el cruel asesinato del afroamericano George Floyd, a manos de un oficial de Minneapolis, este domingo por la noche se reveló que el ahora exoficial fue trasladado a una de las cárceles más seguras del país.

Luego de que algunos medios de comunicación "informaran" que el responsable del asesinato había sido liiberado, la policía de Minnesota reveló que era falso lo dicho y que el presunto asesino se enccontraba bajo custodia. Derek Chauvin, quien enfrenta un cargo de asesinato en tercer grado y homicidio involuntario en segundo grado llegó a la prisión de Oak Park Heights, ubicada en la frontera con Wisconsin, entre las ciudades de Bayport y Stillwater.

De acuerdo con medios, este lunes el Chauvin debía comparecer ante el tribunal sin embargo, el caos que se ha generado en Minneapolis por su abuso de poder, se pospusó para el próximo 8 de junio. Oak Park Heights, es la única instalación de seguridad máxima de nivel cinco de Minnesota y la cual acepta a algunos de los reclusos más odiados y de mayor riesgo de Estados Unidos.

Según datos recientes publicados por el Departamento de Correcciones de Minnesota, la prisión alberga actualmente a 297 asesinos, 69 depredadores sexuales y ocho secuestradores.